octubre 2020 - Certificado de casa

¿Cómo reformar la cocina y ahorrar en mis facturas?

¿Cómo reformar la cocina y ahorrar en mis facturas? Toda la información, en Certificadodecasa.com

Sin duda, donde más se gasta en las facturas energéticas del hogar es en la cocina, con electrodomésticos como el frigorífico, congelador, el horno o la cocina de gas o eléctrica. El uso constante de dicho espacio en el día a día de una familia, en el que pasamos muchas horas y que es considerado el corazón de una casa, hace que la cocina centre gran parte de nuestro consumo energético. Por ello, si tus facturas energéticas son elevadas y piensas en reformar la cocina, o simplemente tienes la necesidad de renovarla, en Certificado de Casa te detallamos cómo reformar la cocina para mejorar la eficiencia energética de tu vivienda.

Mejora la calificación energética de tu vivienda

Antes de entrar en materia, lo primero que debes saber es que si realizas reformas en tu casa, es esencial que posteriormente tramites tu Certificado de Eficiencia Energética. La calificación energética de tu vivienda habrá mejorado si has realizado una renovación del espacio pensando en reducir el consumo de energía y en ser más eficiente.

Recuerda que el Certificado de Eficiencia Energética es obligatorio para alquilar o vender una casa (consulta le ley) y deberás renovarlo si realizas una reforma, puesto que la calificación energética será distinta. Si vas a reformar la cocina para mejorar la eficiencia energética, deberás saber que con una mejor calificación, tu vivienda aumentará de valor y será vista con mejores ojos por parte de los compradores o arrendatarios.

Más información sobre el Certificado de Eficiencia Energética:

¿Cómo reformar la cocina? Primero, revisa tus facturas

Antes de iniciar una reforma, para tratar de ahorrar en tus facturas energéticas, analiza las tarifas de consumo de luz y gas que tienes contratadas. Analiza las opciones que tienes con las compañías con las que tengas contratados estos servicios para ajustar las tarifas al consumo que necesitas. No pagues más de lo que debes por un consumo que en realidad no tienes.

La cocina es el corazón de nuestra casa. Si tienes que reformar la cocina, piensa en la eficiencia energética
La cocina es el corazón de nuestra casa. Si tienes que reformar la cocina, piensa en la eficiencia energética

Reformar la cocina para mejorar la eficiencia energética: ¿Qué hacer?

Y ahora sí, entramos en el epicentro de este artículo: ¿cómo reformar la cocina para mejorar la eficiencia energética? A continuación, enumeramos los principales elementos que tienes que tener en cuenta para realizar dicha reforma:

Placas solares:

Una de las mejores opciones para aumentar la eficiencia energética de tu cocina es instalar placas solares en el tejado. Eso te ayudará a ahorrar energía eléctrica en toda la vivienda, y sobre todo, en la cocina, el lugar en el que más electricidad consumes. De esta manera, conseguirás no depender de la red eléctrica nacional y tener tu propio auto consumo de energía solar. Ahorrarás energía y serás mucho más responsable con el medio ambiente.

Piensa en la distribución y orientación de la cocina:

Distribución:

Tienes que tener en cuenta varias cosas. Lo primero, el distribuir la cocina con los electrodomésticos de frío como la nevera o el congelador ubicados lejos del horno, calefacción u otros emisores de calor como la vitrocerámica o los fuegos. Si el frigorífico recibe el calor del horno, gastará más energía para enfriar y alcanzar la temperatura deseada.

También recomendamos que formes un triángulo entre la nevera, la zona de la cocina y el fregadero o lavavajillas. Así, conseguirás optimizar el espacio de tu cocina.

Orientación:

Si tu cocina da al exterior y recibe la luz del sol, evita que la luz impacte directamente en los electrodomésticos de frío como la nevera.

Cambia las bombillas:

Ya que estás de reformas, no desaproveches la ocasión para cambiar las bombillas de tu cocina por luces LED. Son un poco más caras, pero a la larga, el ahorro energético que te proporcionarán habrá valido la pena. Aconsejamos que las cambies en toda tu vivienda.

Elimina las bombillas que no necesites:

A su vez, analiza si tienes demasiadas luces juntas, puesto que a veces, quitando una ahorrarás energía y no se notará la diferencia.

Colores: 

¿De qué color debes pintar las paredes? Pinta la pared de un color que te haga sentir cómodo. Pero si no tienes ninguna preferencia, te aconsejamos que aproveches para darle una mayor luminosidad a tu cocina mediante el color de la pared. Por ejemplo, puedes usar el blanco, grises claros o rosas.

La cocina debe ser un lugar eficiente energéticamente
La cocina debe ser un lugar eficiente energéticamente

Electrodomésticos: 

Cambia los electrodomésticos y apuesta por comprar los de mayor certificación energética. Lo que suele gastar más de una casa es la nevera y el congelador.

Fogones, vitrocerámica o inducción: 

Próximamente, en Certificado de Casa realizaremos un artículo más específico sobre este tema. Pero de momento, te contamos lo esencial.

  • Si no tienes preferencia en cuanto al tipo de cocina que quieres, puedes apostar por los fogones tradicionales, ya que que calientan antes y te permiten tener un mayor control sobre la temperatura. Además, son más económicas que las eléctricas debido a que consumen gas natural.
  • No obstante, si lo que quieres es una cocina eléctrica y no sabes si instalar vitrocerámica o una cocina de inducción, te aconsejamos que apuestes por la inducción ya que consume de un 20 a un 40% menos que la vitrocerámica.

Para reformar la cocina es clave pensar en el aislamiento: 

Como ya te indicamos en artículos anteriores, no pienses solo en la estética. Es normal que al reformar una cocina te centres en los electrodomésticos, pero no debes cegarte. Una parte importante de la eficiencia energética de tu cocina dependerá de un correcto aislamiento:

  • Aprovecha la reforma para cambiar puertas, ventanas, etc.
  • Piensa también en la calidad de los materiales y en sus cualidades.
  • Sobre todo, fíjate en el aislamiento de los materiales que uses para tus paredes, techo y suelo.
  • En este sentido, no te olvides de aislar puertas y ventanas de forma fácil y económica mediante burletes.
  • Cambia las ventanas para mejorar el aislamiento y mejóralo también en la caja de la persiana

Además de reformar la cocina, mejora tus costumbres

No basta con reformar la cocina para mejorar la eficiencia energética. Además, tras la reforma también deberás intentar cambiar algunos hábitos. Te señalamos algunos.

Además de reformar la cocina, piensa en tus hábitos, como el derroche de agua innecesario que puedes realizar si dejas el grifo abierto más de la cuenta al lavar los platos
Además de reformar la cocina, piensa en tus hábitos, como el derroche de agua innecesario que puedes realizar si dejas el grifo abierto más de la cuenta al lavar los platos

Hábitos para ahorrar consumo más allá de reformar la cocina:

  • Si friegas los platos a mano, utiliza un balde en el que puedas colocar tus platos para no tener que fregar y enjuagar cada uno mientras tienes el grifo abierto. Minimiza el gasto de agua. Lo notarás en tu factura.
  • Tapa las ollas y sartenes en las que cocines. La temperatura se mantendrá y ello te permitirá reducir tu consumo energético porque cocinarás más rápido.
  • No mantengas abierta la nevera y el congelador más de lo necesario. Si vas a la nevera o el congelador, piensa lo que quieres encontrar en ellos antes de abrirlos. Si tienes uno de estos electrodomésticos abiertos más de lo debido, perderá temperatura y gastará más al tratar de recuperarla.
  • Desenchufa la tostadora, la cafetera o el robot de cocina cuando no los uses. Los electrodomésticos en ‘stand by’ siguen consumiendo.
  • Usa los fogones adecuados. Si vas a cocinar con una pequeña paella, no hace falta que uses el fogón más grande a todo trapo.
  • Apaga el horno unos minutos antes de lo previsto. Mantendrá la temperatura en su interior y seguirá siendo efectivo para que se cocine tu receta. 

Cuándo vender piso: ¿Ahora o esperar?

¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Toda la información, en Certificadodecasa.com

¿Cuándo vender un piso, ahora o esperar? Esa es la pregunta que se hace todo propietario que se plantea vender un inmueble en estos momentos. Ahora, con la pandemia del coronavirus, cada vez más personas tienen dudas ante la bajada de los precios de las viviendas y una situación llena de incertidumbre en todos los sentidos. Por eso, en Certificado de Casa analizamos todos los puntos clave para que puedas decidir cuándo vender un piso, ahora o esperar.

¿Cuándo vender un piso, ahora o esperar? La respuesta la tienes tú en función de tus necesidades. Está claro que el valor que todo propietario prioriza a la hora de vender un piso es el precio y la evolución del mercado inmobiliario en los próximos meses. No obstante, antes de analizar este importante punto, te detallamos otros elementos que pueden hacerte tomar una decisión:

Elementos que pueden influenciar tu decisión

  1. El precio y su evolución.
  2. La prisa y necesidad que tengas de vender.
  3. Necesidad de hacer una reforma.
  4. Precio de las hipotecas.

Los puntos 2 y 3 son absolutamente claves y van directamente asociados con el primero. Si tienes una gran necesidad de vender un piso, por falta de dinero o por la razón que sea, te aconsejamos que lo vendas lo antes posible. Puedes estar muy interesado en hacerlo debido a la evolución que se prevé del valor del mercado inmobiliario, que a continuación te detallaremos.

Si por el contrario, puedes permitirte esperar un par de años para vender tu piso cuando su valor pueda volver a subir, en este tiempo podrías aprovechar para reformar la casa, algo que te beneficiará en un futuro. Analizaremos este punto al final del artículo.

¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Actualmente, el camino presenta muchas dudas, pero debes guiarte en función de tus necesidades: ahí encontrarás tu respuesta
¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Actualmente, el camino presenta muchas dudas, pero debes guiarte en función de tus necesidades: ahí encontrarás tu respuesta

¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Mira la evolución del mercado inmobiliario

El objetivo de todo propietario de un inmueble es comprar barato y vender cuando su valor ha subido. Ese es el negocio redondo. No obstante, para conseguirlo, en muchas ocasiones hay que esperar más tiempo del previsto hasta que el mercado inmobiliario te regale una buena oportunidad de venta.

En 2019 el panorama era muy distinto

Sin ir más lejos, hace solo unos meses, en 2019, el mercado inmobiliario seguía al alza desde el 2015, con pequeñas oscilaciones en los gráficos de sus valores, pero en constante crecimiento. Por ello, podía parecer una gran oportunidad comprar un piso para posteriormente venderlo y sacar un beneficio de la transacción. Vender en 2019 era una buena opción, puesto que no había ninguna señal que indicara que se produjera ninguna situación de inestabilidad, ni tampoco un descenso de la demanda.

¿Cómo evolucionará el mercado inmobiliario con la crisis del coronavirus?

Pese a ello, la crisis sanitaria del coronavirus ha cambiado totalmente el panorama. Incluso en grandes ciudades, done el valor de los pisos están por las nubes, también se ha producido un descenso en el precio que los expertos prevén que se va a alagar durante un periodo importante.

¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Es la duda que muchos propietarios tienen debido a la crisis del coronavirus
¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Es la duda que muchos propietarios tienen debido a la crisis del coronavirus

Los expertos consideran que el mercado inmobiliario seguirá en recesión durante todo 2020 y posiblemente en 2021. La mayoría de ellos apunta que el PIB español caerá un 10 o 15%, algo que afectará directamente al precio de los inmuebles (Consulta el índice de precios de viviendas del INE). Por ello, en relación a las variables anteriormente comentadas, es probable que tu decisión varíe en función de tu necesidad.

¿Cuándo vender piso, ahora o esperar? Las respuestas:

1. No tengo prisa por vender:

Si puedes esperar un par de años como mínimo, hasta que el valor de los pisos pueda volver a aumentar, no vender en estos momentos puede ser una gran opción. Nos referimos por ejemplo a casos en los que una persona dispone de uno o varios inmuebles al margen de su primera residencia, y que además, no necesita dinero líquido a corto plazo. También para aquella persona que tiene un inmueble como inversión: siempre estará más interesado en vender en un momento de más bonanza económica.

Alternativas a la venta del piso:
  • Alquilar: En lugar de venderlo, puedes optar por alquilarlo. De esta manera, conseguirás que el piso te aporte una constante suma de dinero cada mes que te puede venir muy bien.
  • Reforma del piso y mejora de la calificación energética: Además, puedes aprovechar el tiempo para reformar el piso y mejorar su calificación energética. Es una gran inversión de cara al presente y el futuro. Ello te permitirá aumentar el valor del piso y ser visto con mucho mejores ojos por parte de arrendatarios y futuros compradores. Además, cuando lo vendas en unos años podrás conseguir un mejor precio por él.

Tramita el Certificado de Eficiencia Energética: No te olvides que si quieres alquilar o vender un piso necesitas tramitar el Certificado de Eficiencia Energética de casa (Así lo indica la Ley). Puedes realizar tu certificado energético online de forma rápida y fácil en Certificadodecasa.com.

Si haces reformas y mejoras la eficiencia energética de tu casa, también estarás obligado a realizarlo para mejorar la calificación y actualizarla a las nuevas condiciones de la vivienda.

Toda la información sobre el Certificado de Eficiencia Energética:

2. Tengo prisa por vender y necesito el dinero:

Si ese es tu caso, entonces, no esperes mucho más. Si las expectativas de los expertos se cumplen, el valor de tu piso seguirá descendiendo en los próximos meses e incluso en 2021. Así pues, cuanto más tiempo esperes, más dinero perderás en la venta de tu piso.

El precio de las hipotecas

Otro elemento que puede afectar a tu futura venta de la casa es el precio de las hipotecas. Ya hemos hablado de cuándo vender piso, ahora o esperar, algo que varía en función de tus necesidades actuales. Pero no hemos tenido en cuenta el futuro de las hipotecas, algo que te puede afectar directamente en la venta del piso puesto que será clave para que los compradores puedan aceptar el precio que les propongas.

Debido a la crisis económica actual y que debería salpicar al país durante los próximos años, pese a que el valor de los pisos caiga y los compradores puedan tener mayores oportunidades en el mercado, las transacciones podrían verse frenadas por lo siguiente: Los bancos podrían encarecer sus hipotecas o endurecer sus criterios de aprobación a corto plazo debido a la situación de incertidumbre generada por el virus.

Esto complicaría las posibilidades de venta de un piso, exceptuando dos casos:

  • El caso de los compradores que puedan permitirse hacerse con una vivienda pagando al contado.
  • Tampoco afectaría a aquellas personas que acrediten a las entidades financieras que disponen de una buena economía. No parece que los intereses de las hipotecas vayan a subir para las personas que tengan un buen perfil económico.

De esta manera, las personas que podrían verse más afectadas son aquellas que tengan una economía más delicada, puesto que en estos casos, los bancos podrían subir el interés de sus hipotecas o dificultar el acceso a ellas. Así pues, también puede afectar claramente a las personas que quieran vender un piso de perfil bajo. Obviamente, no afectarás a los vendedores que saquen al mercado una mansión o una casa muy valorada.

Documentos para vender una casa

Documentos para vender una casa: Toda la información, en Certificado de Casa

A la hora de vender una vivienda, antes de su promoción, primero debes tener claro que cumples con todos los requisitos y documentos para vender una casa. Los documentos requeridos son muchos. Así, para evitar posibles problemas, en Certificado de Casa te enumeramos todos los documentos obligatorios que deberás tener en regla antes de la venta de tu vivienda.

Documentos para vender una casa: ¿Qué tipo de trámites necesitas?

La lista de documentos que necesitas para vender una casa es larga. Antes de explicarte cada trámite por separado, te indicamos la tipología de documentos que necesitas tener:

  • Documentos que acreditan la propiedad de la casa
  • Documentos de los pagos de la casa
  • Certificado de Eficiencia Energética y otros documentos
Documentos para vender una casa: Todo lo que debes saben, en Certificado de Casa
Documentos para vender una casa: Todo lo que debes saben, en Certificado de Casa

1. Documentos para acreditar la propiedad de la vivienda

Iniciamos la explicación de todos los documentos para vender una casa con aquellos que acreditan que la propiedad del inmueble es tuya. Para vender una vivienda es obligatorio demostrar mediante una serie de trámites que tú eres el propietario y que por lo tanto tienes derecho a vender tu vivienda.

Documento de Identidad

Para vender una casa deberás presentar tu Documento Nacional de Identidad (DNI) en regla.

Título de propiedad o Escritura de la vivienda

Es un documento que se realiza en el momento de la compra de la casa y que está registrado en el Registro de la Propiedad del lugar en el que está ubicado el inmueble. En ese documento aparece el titular de la vivienda. Con este trámite y el DNI, se podrá comprobar que realmente eres el propietario.

2. Documentos que demuestren los pagos

Al vender una vivienda, es importante también demostrar que todos los pagos de la casa están al día para así evitar problemas futuros.

Recibo del Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI)

Deberás presentar el último recibo de pago del IBI, y dependiendo del Notario que realice la operación de venta, incluso podría solicitarte que le entregues los recibos de los últimos 5 pagos de este impuesto.

Nota simple

La nota simple es un documento que se consigue a través del Registro de la Propiedad. Este texto incluye el nombre del propietario e indica información concreta sobre el piso o casa:

  • Descripción de la casa
  • Si la vivienda está libre de cargas y si cuenta con una hipoteca todavía por pagar
  • Otros múltiples datos como los usos que se le puede dar al inmueble, afecciones urbanísticas, etc.

Certificado de deuda pendiente y Cancelación Registral

Si todavía estás pagando la hipoteca de la casa que quieres vender, deberás presentar el Certificado de Deuda Pendiente. En este documento se indica la cantidad total de la deuda pendiente con la entidad financiera antes de vender la casa. Hay que remarcar que la nota simple ya indicará si hay una hipoteca por pagar. Por ello, si ya has pagado toda la hipoteca, deberás asegurarte que en la nota simple la casa aparece libre de cargas.

Certificado de pago de la comunidad de propietarios

Si la vivienda está dentro de una comunidad de propietarios, será necesario presentar un certificado que acredite que la casa está libre de pagos en relación a la comunidad. Este documento se deberá presentar al administrador de la finca, que deberá firmarlo antes de dar su aprobación al Presidente de la comunidad de propietarios.

Documentos para vender una casa: Si perteneces a una comunidad de propietarios, tendrás que aportar el certificado de dicha comunidad
Documentos para vender una casa: Si perteneces a una comunidad de propietarios, tendrás que aportar el certificado de dicha comunidad

3. El Certificado de Eficiencia Energética y otros documentos para vender una casa

Certificado de eficiencia energética

  • La ley indica que es obligatorio que al vender una casa se indique a los nuevos propietarios la Calificación Energética de la vivienda, además de entregarle el Certificado de Eficiencia Energética.
  • En este sentido, también es obligatorio indicar la calificación energética actual (sin mentir) de la vivienda en todos los anuncios que se hagan en las diferentes plataformas y medios.
  • Cualquier incumplimiento de dicha normativa, que puedes encontrar en el Real Decreto 235/2013 de 5 de abril, puede llevarte a la imposición de elevadas multas por el Certificado de Eficiencia Energética.
  • Además, si has realizado una reforma de la vivienda, deberás renovar tu Certificado de Eficiencia Energética para comprobar si la calificación energética del inmueble ha mejorado. De esta manera, actualizarás el documento y en caso de haber mejorado la calificación, la vivienda podrá aumentar su valor y ofrecerá unas mejores condiciones a los posibles compradores.  
¿Cómo conseguir el Certificado de Eficiencia Energética?

Puedes obtenerlo de forma fácil y rápida a través de Certificado de Casa. Consigue el Certificado de Eficiencia Energética online de manera muy sencilla y sin necesidad de moverte de casa.

Más información sobre el Certificado de Eficiencia Energética:

Cédula de habitabilidad

La cédula de habitabilidad se consigue a través del Ayuntamiento. Este documento acredita que una vivienda reúne las condiciones básicas para ser habitada aunque en ella se realicen otras actividades autorizadas. Este trámite administrativo confirma que la vivienda cumple con los requisitos de higiene, salubridad y solidez necesarios para ser habitada. También deberás pedir este documento si has realizado una reforma estructural de la vivienda.

Certificado de la Inspección Técnica del Edificio (ITE)

Es necesario en el caso de las viviendas que están en edificios muy antiguos. El Certificado de la Inspección Técnica del Edificio (ITE) sirve para confirmar que el edificio se encuentra en buenas condiciones que permitan la venta o si es necesario que se realice alguna reforma.

Estatutos de comunidad

Si tu piso forma parte de una comunidad de propietarios, se suele presentar una copia de los Estatutos de la Comunidad de Propietarios al comprador. En estos documentos, el comprador podrá conocer la normativa de la Comunidad y otras cuestiones, además de conocer las principales vías de contacto. En los Estatutos también aparecerán las derramas aprobadas. Estos documentos aumentarán la confianza en la transacción.

Planos de la casa

No es un documento obligatorio, pero sí muy importante para los compradores. Puedes entregárselo para incrementar la confianza en su compra. Puedes entregar los planos de la casa, información sobre las instalaciones de la vivienda, garantías e incluso manuales de instrucciones de algunas instalaciones o equipamientos de la casa. El comprador se sentirá mucho más seguro y preparado para encarar la compra de la casa si le indicas que dispondrá de todo este tipo de información clave.

El plano de una casa es uno de los documentos que puede dar mayor confianza al futuro comprador, aunque no es obligatorio entregarlo
El plano de una casa es uno de los documentos que puede dar mayor confianza al futuro comprador, aunque no es obligatorio entregarlo

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz?

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz? Toda la información, en Certificadodecasa.com

¿Pagas más luz de lo que deberías? ¿Te ha sorprendido tu gasto en un mes en concreto? ¿No sabes cómo hacer para ahorrar en la factura de la luz? Debes saber que puedes conseguirlo cambiando algunos de tus hábitos y realizando algunas modificaciones en tu casa. Hay soluciones muy fáciles que puedes adoptar en tu vida cotidiana y que pueden hacerte gastar menos energía eléctrica en casa. Algunas de ellas, son soluciones muy sencillas y se refieren a cuestiones muy lógicas que en muchas ocasiones ni nos habíamos planteado. Por ello, Certificado de Casa, especialistas en Certificados de Eficiencia Energética, te explicamos algunos consejos para conseguir ahorrar en la factura de la luz.

1. Haz una lista

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz? Lo primero que puedes hacer es entender qué es lo que podría estar generándote un mayor consumo de luz. De esta manera, si conoces los motivos, podrás tomar cartas en el asunto con mayor éxito.

No hace falta que realices un estudio complejo. Puedes empezar por realizar una lista de los electrodomésticos que usas, cuantas veces los usas y contar sus horas mensuales de uso aproximadas. También puedes analizar a qué horas los sueles usar. A partir de esa lista y comparando el uso de los electrodomésticos mes a mes junto a las facturas, podrías entender los motivos que habrían propiciado una subida de tu factura de la luz.

2. Revisa tu tarifa y potencia contratada

La tarifa y potencia que tengas contratada con la empresa eléctrica será un factor determinante en el coste de tu factura. ¿La conoces? Si la respuesta es negativa, contacta con la empresa con la que tengas contratada la luz e infórmate de tu tarifa y potencia. Puede que tengas más kilovatios de los que realmente necesitas y eso supondrá un coste mayor en tu factura de la luz.

  • A partir del estudio previo que hagas de tu consumo de luz y tus hábitos, puedes conocer de forma sencilla la cantidad de kilovatios que pueden adaptarse mejor a tu tipo de casa, tus necesidades, el número de personas que seáis en la vivienda, etc.
  • Puedes ponerte en contacto con tu compañía eléctrica para tramitar la solicitud para reducir la potencia. Este factor puede ser realmente importante en tu consumo energético, puesto que la factura de la luz se compone de lo que hayas consumido, una gran parte de impuestos y la potencia contratada. En algunos casos, la potencia incluso puede alcanzar el 50% del coste total de la factura, así que infórmate.

¿Qué es la potencia contratada?

La potencia contratada es la cantidad de kilovatios/hora que podemos consumir a la vez. Si usamos varios electrodomésticos a la vez y superamos esa potencia contratada, los plomos saltarán. En este sentido, es importante que comprendas la potencia que necesitas.

¿Qué potencia necesitas?

Puedes calcular la potencia que gastarías si tuvieras todos los electrodomésticos encendidos a la vez y todas las bombillas de la casa. Si el valor calculado es inferior a la potencia contratada, podrás reducirla. Pero atención: ten en cuenta que bajar o subir la potencia contratada es un trámite que cuesta dinero y que solo podrás hacer una vez al año. Por lo tanto, debes estar muy seguro cuando lo solicites a la compañía.

Si tienes una mayor potencia, la factura subirá aunque no llegues a ese límite. Incluso si estás de vacaciones y no consumes luz, el hecho de contar con una mayor potencia contratada te hará pagar más en tu factura.

3. Ten en cuenta la tarifa de discriminación horaria

La tarifa de discriminación horaria te permite disponer de unas horas al día de más ahorro. Puedes adaptar tus hábitos y aprovechar las denominadas horas valle para ahorrar en la factura de la luz. Así, por ejemplo, puedes aprovechar para poner la lavadora, el lavavajillas o la secadora durante ese periodo del día, para así gastar menos dinero.

Tarifa nocturna

Si sueles pasar el grueso de tus días fuera de casa y solo consumir luz por la noche, te conviene contratar una tarifa nocturna.

No pongas el lavavajillas después de comer

Los precios más caros de la luz suelen ser en horas previas y posteriores a la comida y la cena. Así pues, no cometas el error de poner el lavavajillas justo después de comer o cenar. Puedes esperarte a una franja de tiempo más barata, como por ejemplo, antes de irte a dormir, o a primera hora de la mañana.

Aprovecha el fin de semana

Si dispones de una tarifa regulada como la de PVPC, debes saber que puedes ahorrar en tu factura de la luz si puedes esperar a usar algunos electrodomésticos durante el fin de semana. Por ejemplo, puedes poner todas las lavadoras el sábado y el domingo, o puedes aprovechar para cocinar algún manjar al horno durante el fin de semana.

4. Consejos para mejorar la temperatura de la vivienda y ahorrar en la factura de la luz

Otro de los elementos que te puede hacer ahorrar en la factura de la luz es la temperatura de la vivienda. Si en verano usas más de lo debido y sin control el aire acondicionado, o en invierno haces lo mismo con la calefacción, tu factura energética será bastante más cara.

El Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), asegura que:

  • Aumentar la temperatura de la calefacción en un grado equivale a un 7% más de consumo energético. Es solo un ejemplo de la gran incidencia que puede tener el bajar o subir la temperatura de la calefacción.
  • Por lo contrario, en verano, en el caso del aire acondicionado, cada grado que se reduzca de los 25º incrementa el consumo en un 8%.

¿Cómo gastar menos aire acondicionado y calefacción?

  • Mantén tu casa a una temperatura entre unos 20 y 23 grados en invierno y entre los 22 y los 25 en verano.  
  • Encuentra una temperatura media en la que todas las personas de la casa estén cómodas.
  • La ropa, factor clave: Si hace frío, tener la calefacción al máximo e ir en magnas de camisa te hará perder dinero. Juega con eso. Vístete con ropa que de calor y te permita estar bien sin tener que subir en exceso la temperatura de la calefacción.
  • Aislar la casa adecuadamente hará que el frío no entre en la vivienda y la temperatura natural de este sea mucho mejor en invierno. Puedes usar burletes en las ventanas y ventanales para evitar que entre el frío. Es una solución barata, sencilla y eficiente. Ello te permitirá ahorrar en tu factura de la luz en caso de que uses calefacción eléctrica.

De hecho, los expertos apuntan que un 25% del calor de una vivienda se pierde por los cristales y el 5% lo hace por los huecos de las puertas que dan al exterior. Para tapar los huecos de puertas que dan al exterior puedes usar burletes, o también una alfombra o similar.

  • Aprovecha la luz del día en invierno: Si hace solo, abre las persianas y deja que la luz natural entre en casa para calentar más los espacios de tu vivienda. Además, si colocas cortinas en las ventanas que den al exterior te ayudarán a aislar el frío.
  • Usa las persianas en verano: Si bajas la persiana y evitas que el calor del sol caliente tu casa en verano, conseguirás obtener una mejor temperatura, consumir menos aire acondicionado y así ahorrar en la factura de la luz.
  • En verano, ventila tu hogar a primera hora del día. Así, conseguirás que el fresco de la mañana pueda entrar en casa. Si ventilas en las horas de más calor, la temperatura de la vivienda aumentará.
  • Adapta la decoración. Usa tapicerías de lana o alfombras en invierno y en verano usa tejidos ligeros. Eso te ayudará a sufrir menos el calor en verano y el frío en invierno.
  • Aprovecha la luz natural para consumir menos electricidad

En los anteriores consejos, te indicábamos que era preferible usar más o menos la luz natural a tu favor para consumir menos calefacción eléctrica o aire acondicionado. Pero además, también deberás tener muy en cuenta el siguiente factor: si aprovechas más la luz natural, también usarás menos las bombillas de tu casa y podrás ahorrar en la factura de la luz.

5. Desenchufa los aparatos que no usarás en un tiempo

Pese a que no uses un aparato eléctrico, debes saber que el solo hecho de mantenerlo en ‘stand by’ te hará consumir de forma innecesaria. Así pues, desenchufa todo aquello que no vayas a usar en mucho tiempo.

Por ejemplo, desenchufa los radiadores eléctricos en verano y primavera, o desenchufa la consola siempre que acabes de jugar. Y sí, haz lo mismo con la televisión. No te cuesta nada desenchufarla cada noche. Puede que no la vuelvas a usar hasta la noche posterior y sin embargo, seguirás gastando durante todo el día mediante el ‘stand by’.

Es un gesto fácil que te puede hacer ahorrar en la factura de la luz.  Se calcula que el ‘stand by’ puede llegar a ser el 7 u 8% del consumo total de los electrodomésticos en una vivienda española.

6. ¿Qué electrodomésticos gastan más?

Al margen de la nevera y el congelador, los electrodomésticos generadores de calor como el horno son de los que más energía consumen. Por ello, te damos algunos consejos fáciles para que puedas ahorrar en tu factura de la luz:

  • Si utilizas el horno puedes aprovechar para apagarlo en los últimos minutos de cocción para que el plato que estés cocinando pueda hacerse con el calor que ya mantiene el horno en su interior.
  • En primavera y verano, con el calor, aprovecha para tender la ropa fuera y evita el uso de la secadora.
  • Intenta planchar la mayor cantidad de ropa posible a la vez, puesto que al apagar y encender la plancha y usarla muchas veces, lo que consigues es aumentar tu consumo. Plancha primero la ropa que necesita menos calor.

7. Compra los electrodomésticos adecuados.

Si necesitas comprarte un electrodoméstico nuevo, sea por la razón que sea, no solo mires el precio que te va a costar. Piensa en el dinero que te va a suponer su consumo.  Intenta comprar electrodomésticos de bajo consumo y cambiar así poco a poco los que más consumen de tu vivienda.

Un electrodomésticos de mayor eficiencia energética (A, A+, A++) te permitirá consumir un 55% menos que los anteriores electrodomésticos.

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz? Puedes cambiar tus hábitos y apostar por los electrodomésticos de bajo consumo
¿Cómo ahorrar en la factura de la luz? Puedes cambiar tus hábitos y apostar por los electrodomésticos de bajo consumo

Nevera y congelador: lo que más gasta

La nevera es el electrodoméstico que más luz consume. Se calcula que supone más del 20% del consumo de todos los electrodomésticos, mientras que el congelador supone un 19% del gasto. Posteriormente, los electrodomésticos que más consumen de media son la lavadora y el lavavajillas, ambos con un 8%. Queda claro pues el gran consumo que supone la nevera o un congelador para una vivienda.

Por ese motivo, te aconsejamos que tengas claro lo que vas a buscar en la nevera o congelador antes de abrirlos. ¿Por qué? Porque tenerlos abiertos durante demasiado tiempo te hará gastar más luz, puesto que la nevera o congelador perderán el frío que habían acumulado en su interior y gastarán más para recuperarlo.

Para renovar un electrodoméstico, fíjate en su consumo
Para renovar un electrodoméstico, fíjate en su consumo

8. Número y tipo de bombillas

Reducir la cantidad de bombillas de la casa

Cuenta las bombillas que están en tu casa y plantéate si las necesitas todas. En muchas ocasiones disponemos de dos o tres bombillas juntas en un mismo espacio y su luz lo que hace es solaparse. Ello hace que si quitas una de esas bombillas, el cambio sea mínimo y te permita sentirte cómodo con una bombilla menos, logrando así ahorrar en la factura de la luz.

Además, también puedes plantearte usar una bombilla más potente en lugar de dos o tres en un mismo espacio, puesto que generalmente consumirás menos.

Bombillas LED

Apostar por las bombillas LED puede suponerte un gran ahorro en tu factura de la luz. Piensa que las bombillas LED consumen entre un 70 y un 80% menos que las bombillas incandescentes y un 30% menos que los fluorescentes. Además, son mucho más resistentes y tienen una vida más longeva. Todo ello te permitirá ahorrar en tu factura de la luz. Hay que destacar también que las LED se encienden al instante y no necesitan calentarse para dar una buena luz, entre otras ventajas.

¿Cómo ahorrar en la factura de la luz? Apuesta por las bombillas LED
¿Cómo ahorrar en la factura de la luz? Apuesta por las bombillas LED

9. ¿Qué hacer con la cocina? Gas o electricidad, la gran duda

Cada vez más personas apuestan por cambiar los fogones tradicionales e instalar cocinas de vitrocerámica o inducción. Debes saber que:

  • La cocina de gas te permitirá ahorrar más que la eléctrica y que además podrás controlar la temperatura de cocción de forma más fácil e intuitiva.
  • En el caso de renovar tu cocina y apostar por las eléctricas, te aconsejamos la inducción, puesto que supone un gasto de un 20 a un 40% menos que las placas de vitrocerámica.

10. Usar aplicaciones

Existen algunas aplicaciones que te permiten ahorrar en la factura de la luz. ¿Cómo? Muy fácil: Te permiten consultar el precio de la luz en tiempo real en función de tu tarifa. Así, si tras consultar la APP ves que estás en un momento en el que el precio de la luz de tu tarifa es bajo, podrás aprovechar para poner una lavadora o cocinar un plato al horno.

Muchos españoles tienen contratada una tarifa de PVPC (precio voluntario de pequeño consumidor), un tipo de tarifa que cambia sus valores en función de la oferta y la demanda. Por ello, antes era difícil conocer el precio de la electricidad en cada momento. Pero ahora, a través de aplicaciones como Lupbak o Precio Luz App, puedes conocer el valor del kilovatio/hora en cada instante.

Este tipo de aplicaciones incluso te pueden avisar mediante una alerta del momento en que el precio del kilovatio/hora está por debajo del indicado por el usuario.

11. Revisar la instalación eléctrica

La Plataforma para la Rehabilitación de la Instalación Eléctrica (PRIE) asegura que el solo hecho de mantener el sistema eléctrico de una casa (interruptores, enchufes, etc) en buen estado permitiría que los españoles ahorren.

Por ello, te aconsejamos que revises la instalación eléctrica. De hecho, si tu casa tiene más de 25 años deberás realizar una revisión cada 5 años, mientras que las casas nuevas deben hacer una revisión cada 10 años.

12. Termostatos, válvulas y enchufes inteligentes

Termostato inteligente

Como ya hemos indicado anteriormente, subir un grado tu calefacción te supondrá un gasto extra y un menor ahorro en tu factura de la luz. Por ello, si tu casa está ubicada en una zona fría o no pasas mucho tiempo en la vivienda, te recomendamos que instales un termostato inteligente.

¿Qué hace un termostato inteligente?

El termostato inteligente se puede programar para que encienda la calefacción a horas concretas (aprovechando las horas de menos consumo) e incluso puedes indicar a qué temperaturas quieres que se encienda. Este tipo de termostato puede saber mediante a la geolocalización de los habitantes de la casa si no hay nadie en la vivienda para apagar la calefacción. Además, se puede controlar de forma remota con una aplicación móvil.

Válvulas inteligentes

Las válvulas inteligentes se conectan a la llave del radiador o del calefactor y ajustan la temperatura de cada espacio. Algunas válvulas inteligentes incluso se pueden controlar mediante la voz con Alexa o mediante aplicación.

Enchufes inteligentes

Ya hemos dicho que el ‘stand by’ de muchos electrodomésticos o aparatos electrónicos suponen un gasto. Muchos de los dispositivos que se quedan en ‘Stand By’ no disponen de un interruptor para apagarlos del todo. Lo aconsejable es desenchufarlos, pero muchas veces lo olvidamos. Por ello, puedes instalar un enchufe inteligente que permite apagar el aparato una vez haya sido utilizado. Además, te indica el consumo que tiene cada dispositivo que conectes a este enchufe.

Los enchufes inteligentes también se pueden controlar de forma remota mediante múltiples plataformas y modalidades.

13. Monitor de consumo

Otra de las opciones que tienes para ahorrar en tu factura de la luz es optar por un monitor de consumo eléctrico, que conectarás al circuito eléctrico de tu vivienda para realizar un análisis completo y concreto sobre tu consumo. Ello te permitirá saber cuándo y cómo consumes, determinar los electrodomésticos que más consumen, calcular e consumo del ‘Stand By’ y otras variables.

La importancia de la eficiencia energética

Con una casa eficiente energéticamente conseguirás ahorrar en tu factura de la luz y en el resto de facturas energéticas. Pero además, estarás realizando una importante labor para el planeta, poniendo tu granito de arena para frenar el cambio climático con un menor consumo de energía.

La importancia del cambio climático:

  • El cambio climático está cambiando nuestra forma de vivir. En verano hace más calor y ello implica un mayor gasto energético con el uso de aires acondicionados y ventiladores. Y en invierno, hay menos días de frío prolongado, pero esos días de frío lo son más que antes, de forma extrema, a modo de ola.
  • En este sentido, la falta de lluvias constantes ha hecho que la producción de electricidad mediante la energía hidráulica sea menor, algo que ha elevado el precio de la luz. Con todo ello, la factura de la luz ha subido más de un 90% en los últimos 15 años.

Para tratar de frenar el cambio climático y para ahorrar en tu factura de la luz, en Certificado de Casa te aconsejamos que apuestes por reformar tu casa para mejorar la eficiencia energética de tu vivienda. (Consulta el siguiente artículo: ¿Por dónde empezar a reformar una casa?)

Consigue una mejor calificación en tu Certificado de Eficiencia Energética

Recuerda que si reformas tu casa, deberás renovar tu Certificado de Eficiencia Energética para acreditar la mejora de la calificación energética de tu vivienda y actualizarla a los cambios que has realizado.

Hay que remarcar que el Certificado de Eficiencia Energética es obligatorio para aquellos propietarios que quieran vender o alquilar su vivienda y deberán indicar la calificación de la casa en todos los anuncios que realicen. Si no cumples con estas obligaciones podrías enfrentarte a fuertes multas por el Certificado de Eficiencia Energética.

Una mejora de la la calificación energética de tu vivienda te permitirá:

  • Revalorizar tu vivienda.
  • Incrementar el confort de las personas que vivan en ella.
  • Tener un mayor ahorro en la factura de la luz y del resto de energías.
  • La casa estará mucho mejor valorada por parte de posibles compradores o arrendatarios.

Artículos que pueden ser de tu interés:

¿Qué es la cláusula Covid en un contrato de alquiler?

¿Qué es la cláusula Covid en un contrato de alquiler? Toda la información, en Certificado de Casa

Seguro que últimamente has oído hablar de la cláusula Covid en un contrato de alquiler. ¿Qué es? ¿Para qué sirve? ¿Cómo se incluye en el contrato? Todas las respuestas a tus preguntas, en este artículo de Certificado de Casa.

¿Qué es la cláusula Covid en un contrato de alquiler?

La cláusula Covid en un contrato de alquiler, como su propio nombre indica, es un tipo de cláusula que cada vez más caseros y agencias incluyen en los contratos de alquiler debido a la situación de pandemia por Covid-19. Este tipo de cláusula persigue el objetivo de evitar problemas al arrendatario en caso de una nueva situación de confinamiento.

¿Por qué se ha creado la cláusula Covid en un contrato de alquiler?

Este tipo de cláusulas se han creado a raíz de los muchos problemas que sufrieron arrendatarios e inquilinos en los meses de confinamiento por el coronavirus. Especialmente, está enfocada para aquellos propietarios que suelen alquilar su piso a estudiantes.

¿Qué problemas provocó el coronavirus a arrendatarios e inquilinos?

  • Muchos estudiantes, ante el cierre de las universidades por la pandemia, tuvieron que volver a sus domicilios de origen. Ello hizo que en muchas ocasiones los caseros vivieran situaciones complicadas por posibles impagos.
  • Además de los impagos, muchos caseros se quedaron sin poder acudir a sus pisos, en los que todavía estaban las pertenencias de los estudiantes arrendatarios.
  • Otros muchos estudiantes tuvieron que seguir pagando el piso pese a no pasar el confinamiento en él y no reemprender las clases. No pudieron rescindir su contrato de alquiler antes de lo previsto.
  • Algunos estudiantes tuvieron problemas para regresar al piso arrendado para recoger sus pertenencias.
  • Alguno de los estudiantes de pisos compartidos vieron como uno de los inquilinos se iba y no pagaba su mensualidad, originando un problema al resto de compañeros.
La cláusula Covid en un contrato de alquiler es una solución para que los estudiantes, en caso de un prolongado centro de las universidades, puedan resolver su situación con la casa que tienen alquilada sin repetir los problemas que tuvieron en el confinamiento pasado
La cláusula Covid en un contrato de alquiler es una solución para que los estudiantes, en caso de un prolongado centro de las universidades, puedan resolver su situación con la casa que tienen alquilada sin repetir los problemas que tuvieron en el confinamiento pasado

¿La cláusula Covid en un contrato de alquiler es una solución a estos problemas?

La cláusula Covid en un contrato de alquiler pretende acabar con los problemas anteriormente descritos en caso de otro encierro. Después de lo ocurrido, muchos caseros, inmobiliarias o inquilinos piden que se incluya este tipo de cláusula en sus contratos de alquiler. El motivo no es otro que poder aclarar qué ocurrirá en caso de un nuevo periodo de confinamiento.

Ejemplos que se incluyen en la cláusula Covid de un contrato de alquiler:

  • Si el inquilino deberá seguir pagando o no el piso si se marcha por el inicio de otro periodo de confinamiento
  • Se puede indicar si el contrato expirará o no, y en ese caso, si el arrendatario se compromete a guardar las pertenencias del inquilino para que éste las recoja una vez finalizado el periodo de confinamiento.
  • En caso de acordar que el contrato expirase con el inicio del confinamiento, si el arrendatario podrá disponer de la casa inmediatamente para volverla a alquilar.

Estos son solo algunos de los ejemplos de los supuestos que se pueden incluir en la cláusula Covid en un contrato de alquiler, un tipo de cláusula cada vez más usada para evitar posibles contratiempos por parte de todos.

¿Cómo incluir una cláusula Covid en un contrato?

Los expertos aseguran que lo esencial es que se fomente el diálogo entre las partes para llegar a un acuerdo. De esta manera, ambos pueden anticiparse a lo que podría suceder en caso de un nuevo confinamiento. Arrendatario e inquilino deberán ponerse de acuerdo para evitar dudas sobre el procedimiento a seguir si se produce otro Estado de Alarma.

Mayor seguridad para firmar un contrato de alquiler

Este diálogo y la posterior concreción de los puntos por escrito, permitirá que la seguridad que tengan los arrendatarios y los inquilinos sea mayor. Así pues, este proceso debería beneficiar a ambas partes. Puede ayudar a reducir sus dudas en cuanto a firmar o no un nuevo contrato de alquiler con el inicio del nuevo curso universitario.

La cláusula Covid en un contrato de alquiler permite dar mayor seguridad a casero e inquilino antes de firmar un contrato de alquiler de un piso este curso, ante la incertidumbre de que pueda producirse un nuevo confinamiento
La cláusula Covid en un contrato de alquiler permite dar mayor seguridad a casero e inquilino antes de firmar este curso, ante la incertidumbre de que pueda producirse un nuevo confinamiento

¿Es legal la cláusula Covid en un contrato de alquiler?

La cláusula Covid debe verse como un punto más de un contrato que acuerdan ambas partes firmantes. Así pues, los expertos las consideran legales.

¿Qué hacer si no alquilas tu piso por miedo a que se produzca otro confinamiento?

La pandemia genera muchas dudas en todos los propietarios de pisos de alquiler. Si todavía no tienes inquilinos en tu vivienda y estás dudando si firmar un contrato con un nuevo arrendatario o esperarte, te aconsejamos que estudies la opción de aprovechar este momento para reformar la casa y mirar nuevas opciones de futuro.

¿Alternativas de alquiler en momentos de Covid-19?

Para un propietario, este es un momento perfecto para renovar la casa, mejorar sus condiciones, y sobre todo, mejorar la calificación energética de la vivienda. Si realizas reformas en el inmueble pensando en el eficiencia energética, con la posterior renovación de tu Certificado de Eficiencia Energética, podrás mejorar la calificación y así ofrecer un piso en mejores condiciones a los inquilinos.

  • Ello te permitirá aumentar tu público objetivo y poder estudiar la opción de alquilar tu piso a largo plazo a una familia.
  • Además, elevará el valor de tu inmueble y será valorado mucho mejor por los futuros arrendatarios, pudiendo así incrementar incluso el precio de la mensualidad a recibir por tu alquiler.

Recuerda que es obligatorio entregar el certificado energético de la vivienda a los inquilinos si no quieres tener que enfrentarte a fuertes multas por el Certificado de Eficiencia Energética.

Además, la ley también deja muy claro que es obligatorio que definas la calificación energética de la vivienda en cualquier plataforma en la que anuncies tu casa en alquiler.

¡No te vayas!

Déjanos tu número de teléfono y te pondremos en contacto con nuestro técnico :)